Saltar al contenido
Parada programada en el Complejo Industrial de Puertollano

Repsol invierte más de 20 millones de euros en mantenimiento y eficiencia energética

  • Se realizarán trabajos de mantenimiento y proyectos de inversión en las áreas de Destilación y Conversión, relacionados con la seguridad, la eficiencia energética, la fiabilidad y la competitividad de las instalaciones.
  • La parada programada de noviembre servirá para acometer importantes inversiones de reducción de emisiones de CO2 en el Complejo Industrial de Puertollano.
  • Se ha constituido un grupo de coordinación para garantizar la seguridad en la parada, la máxima prioridad.
  • Para los trabajos de la parada, Repsol ha contratado los servicios de 19 empresas especializadas, la mayoría de la comarca de Puertollano.
Nota de Prensa
PDF 60 KB Descargar documento

Repsol invertirá más de 20 millones de euros en la parada programada de noviembre del Complejo Industrial de Puertollano, para trabajos de mantenimiento e inversiones, entre las que destacan nuevos proyectos de reducción de CO2. A estos últimos se destinará el 40% de la inversión total, introduciendo mejoras en el área de Destilación, cuyo objetivo es seguir incrementado la eficiencia energética de la planta. En las unidades de Conversión, el resto de proyectos están enfocados a incrementar la seguridad, la fiabilidad y la competitividad de las instalaciones.

La seguridad de todas las personas que van a participar en esta parada es una prioridad absoluta para Repsol. Se ha preparado un ambicioso plan que contempla, entre otras acciones, la formación específica a todos los participantes en la parada y la integración de los técnicos de seguridad de las empresas contratistas en un grupo específico formado por profesionales de la seguridad con amplia experiencia.

Para el desarrollo de los trabajos se han contratado los servicios de 19 empresas auxiliares, especializadas en el sector industrial. La mayoría son de la comarca de Puertollano, contribuyendo así al desarrollo laboral y económico del entorno.

A lo largo de mes y medio, se realizarán trabajos de mantenimiento programados en más de 170 equipos y se llevarán a cabo más de 390 inspecciones en diferentes unidades. Está previsto que participen esta parada alrededor de medio millar de personas.

Inversiones

Las inversiones más relevantes que se van a realizar durante esta parada permitirán mejorar la eficiencia energética de las unidades así como garantizar su competitividad para un nuevo ciclo productivo. Algunos ejemplos de estos proyectos son la instalación de un nuevo sistema de precalentamiento de aire al horno de la unidad de crudo y la sustitución del aislamiento actual de los hornos de reformado catalítico por fibra cerámica, lo que permitirá reducir considerablemente las pérdidas de calor a través de las paredes del horno.

El objetivo de estas inversiones es reducir las emisiones de CO2, lo que supone contribuir a la estrategia de Repsol de avanzar en su lucha contra el cambio climático, incrementado la eficiencia energética de todos sus activos industriales y avanzando en su compromiso de reducción de emisiones, incluido en el Plan Estratégico de la compañía hasta 2020.

Repsol puso en marcha su primer plan específico de reducción de emisiones de CO2 en 2006. Desde ese año la compañía ha disminuido sus emisiones en 5 millones de toneladas de CO2, básicamente a través de medidas de eficiencia energética (equipos de generación de calor útil, mejora de criterios operativos, integración energética, optimización de redes e instalación de nuevas unidades en los complejos industriales).

Digitalización

La digitalización será una de las claves de esta parada ya que se pondrá en marcha, por primera vez en el Complejo Industrial de Puertollano, la herramienta digital Supervisor Taks Paradas. Esta app permitirá a supervisores e inspectores de mantenimiento, trasladar en tiempo real el seguimiento de la ejecución de trabajos y el estado de las inspecciones reglamentarias que se lleven a cabo en cada uno de los equipos, mejorando así los procesos y la calidad de los trabajos, además de agilizar las tareas.

Nuevas regulaciones de tráfico marítimo

El Complejo Industrial de Repsol en Puertollano inicia esta parada programada dentro del plan de optimización llevado a cabo por Repsol en todos sus centros industriales, principalmente en 2019.

El objetivo de este plan ha sido asegurar la máxima disponibilidad de sus instalaciones de cara a las nuevas regulaciones del tráfico marítimo, conocidas como IMO 2020, que limitan el contenido de azufre en los combustibles de los buques. El Complejo Industrial de Puertollano se posiciona así como uno de los centros mejor preparados para afrontar el reto de este nuevo escenario, apoyado en su flexibilidad operativa y su elevada capacidad de conversión.

Escucha a Félix Márquez, Director de Fiabilidad y Mantenimiento